viernes, 1 de julio de 2016

El abuelo y la nieta.


"Allí, sentada, recordé el día que ella llegó a nuestras vidas. Como todos los abuelos, imagino, pensamos que nuestros nietos son “lo más todo del mundo”, pero es que ella lo era. Preciosa, redondita, suave. Llegó anunciando su nacimiento con un llanto ensordecedor que vaticinaba su vitalidad. Tenía un precioso lunar marrón en el centro de su pequeña frente y, cuando nos sonrió, en sus mejillas asomaron dos preciosos hoyuelos que harían de su sonrisa la más bella del mundo".

Entrada completa en El Poder de las Letras:

https://elpoderdelasletras.wordpress.com/2016/06/30/el-abuelo-y-la-nieta






Bss.






No hay comentarios:

Publicar un comentario